Entorno

Delta de L´Ebro

Con 7.736 Ha. de reserva natural, el Delta del Ebro es el mayor humedal de la Península y la mayor area de cultivo de arroz en Europa. Una gran llanura de 320 Km.2 , de tierra de aluvión, de carácter único cuya luz, especial y llena de matices, enamora y sosiega. Entre bellos y singulares paisajes, como la Isla de Buda, el Canal Vell, la punta del Fangar, Lo Garxao, y magníficas playas naturales, se genera una red de paseos entre dunas, donde pescar a caña, dejarse seducir por la brisa y los colores, o observar la riqueza natural y la gran variedad ornitológica de la zona, uno de sus atractivos más buscados.


Gaviotas de Andoin, escribanos palustres, flamencos, charranes,martinetes,garzas, avocetas, cigüeñelas, avetorrillos, ánade real, entre otras muchas especies, viven, descansan, o procrean en este hábitat tan generoso.Todas las estaciones son propicias para su avistamiento; entre noviembre y febrero, millones de aves hacen del Delta su hogar. En primavera, con los arrozales secos, las aves se concentran en las lagunas y bahías. Verano con el verde esplendoroso del arroz maduro es testigo de la aparición de los polluelos y de las idas y venidas de sus progenitores en constante vuelo.Y en otoño, durante la siega, llegan las bandadas de pájaros en migración, algunas seguirán, otras se quedarán a pasar el invierno.

Playas y Calas


En L´Ampolla : Cap Roig, L´renal, els Avellaners, Baconé, els Capellans,etc
En L´Ametlla de Mar : Calafat, L´Alguer, Pixavaques, Sant Jordi, Pepo
Calafató, Santes Creus, etc
En Deltebre : La Marquesa, Bassa de l´arenal, Riumar,etc
El Perelló : Morro de Gos,de l´Alia, etc

L´Ampolla, el puerto de nuestra ciudad.

Rodeada de calas aisladas al Norte y por una larga playa de arena al Sur, L´Ampolla es un pequeño pueblo pesquero totalmente abierto al mar, con su paseo marítimo de pequeños hoteles, restaurantes y terrazas, su puerto deportivo- merecedor de una bandera azul por su gestión medioambiental-…
y sus atardeceres de paseos y pesca.
Un pueblo de mar que sigue vivo en otoño e invierno, con sus gentes de siempre, y que en verano acoge al visitante ofreciéndole un turismo de calidad, sin masificación.

Terra Alta, el interior montañoso.

El macizo del Parc Natural dels Ports, con impresionantes despeñaderos, que alcanzan los 1447 m. de altitud en el Montcaro, se erige como un paraíso geobotánico y como mirador de excepción del Valle del Ebro.
Ríos de montaña, arboles monumentales y una naturaleza en estado puro , , enigmática y vertiginosa, configuran el paisaje donde predomina la vegetación mediterránea, eurosiberiana y borealpina.

Entre la gran diversidad de fauna destacan: la cabra hispánica, el gato montés, las nutrias,buitres, águilas, halcones, alimoches…



Ver
más en nuestro flickr.